¿Qué hay que tener en cuenta para prevenir las cucarachas en tu casa?


cucarachas

Las cucarachas son insectos muy difíciles de exterminar, por su extrema resistencia a los factores adversos y porque se reproducen con gran facilidad. Por ese motivo, la mejor manera de atajar una plaga de cucarachases prevenirla.

Los insecticidas domésticos y otros métodos que los particulares podemos emplear en el hogar no suelen ser métodos eficaces de eliminación de plagas de cucarachas. La mejor solución para combatirlas cuando ya han aparecidoes contactar con una empresa de control de plagas, que cuenta con los medios técnicos adecuados y con personal cualificado para fumigar con buenos resultados y con seguridad para las personas y los animales domésticos.

Claves para el control de cucarachas

Ahora bien, como decimos la mejor medida es la prevención. Y, ¿cómo podemos prevenir la aparición de cucarachas? En este post te damos las claves para que estos incómodos inquilinos no invadan tu casa.

–          Las cucarachasson una de las principales plagas en el mundo. Se pueden encontrar en cualquier parte: casas, oficinas, cocina de restaurantes, hoteles, hospitales, almacenes o comercios, donde se refugian del frío. Son insectos de hábitos nocturnos que se esconden en desagües, conductos de ventilación, grietas o zócalos, lo que dificulta su localización. Una de las primeras medidas que debemos tomar es sellar bien todas las grietas por las que pudieran acceder.

 

–          Las cucarachas pueden transmitir enfermedades e infecciones diversas, puesto que son vectores de transmisión de gérmenes patógenos. Es necesario mantener limpias las zonas de trabajo de cocinas y eliminar cualquier resto de comida de lugares a su alcance. También se debe evitar arrojar desperdicios de alimentos por los desagües.

 

–          Además de la limpieza exhaustiva, se deben mantener los alimentos en envases herméticamente cerrados en bares, restaurantes y hogares. Y no solo los alimentos. Es preciso tener la basura en cubos cerrados con tapa y arrojar los desperdicios en los contendores apropiados.

 

–          En cuanto a los edificios, conviene sellar los puntos de entrada, tales como zócalos, resquicios entre los armarios de la cocina o las ventanas, grietas de azulejos, conductos de ventilación y desagües.

 

–          Algunos productos domésticos que las pueden mantener a raya son los saquitos de lavanda o de laurel y también una mezcla de bicarbonato y azúcar, colocados en los puntos donde se pudieran instalar.

 

–          Hay que prestar especial atención a todos los puntos que hemos citado especialmente en las épocas más calurosas del año. Las cucarachas prefieren el clima seco y cálido y es en esos periodos cuando más proliferan. Sin embargo, puesto que pueden resistir sin agua ni comida y en condiciones adversas durante mucho tiempo, no conviene bajar nunca la guardia.

 

Si te ha gustado puedes darle me gusta y compartirlo:

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *